Coste mínimo mensual, contando una dedicación mínima a partir de 5 horas al mes. Tanto para las  empresas que estén obligadas a contratar un DPO al amparo del art.34 LOPD-GDD y 37 del RGPD 679/2016., como aquellas empresas que sin estar obligadas desean disponer de un servicio de seguimiento basado en el principio de Responsabilidad Proactiva.

 

Servicio de intervención como DPO
Al amparo del art. 39.2 del RGPD se esbozan muy claramente las competencias del DPO en un marco de flexibilidad y en relación con esta flexibilidad, determina cuales serán esas funciones, con la característica relevante de la más estricta confidencialidad.

El DPO desempeñará sus funciones prestando la debida atención a los riesgos asociados a las operaciones de tratamiento realizadas por el cliente, teniendo en cuenta la naturaleza, el alcance, el contexto y fines del tratamiento. Las funciones del DPO son:

  • Informar y asesorar al personal del cliente de las obligaciones que les incumben relativas a las normativas de privacidad (funciones incluidas en el servicio de consultoría GDPR-LOPD-LSSI contratado previamente por el cliente a IURIS-TIC.
  • Supervisar:
    • La asignación de responsabilidades entre el personal del cliente.
    • La concienciación y formación del personal que participa en el tratamiento.
    • El cumplimiento de lo dispuesto en las normativas de privacidad vigentes.
    • Las políticas y auditorías en materia de protección de datos.
  • Actuar como punto de contacto con la Autoridad de control y cooperar con ella.
  • Actuar como punto de contacto con los interesados en lo que respecta al tratamiento de sus datos y al ejercicio de sus derechos.
  • En el caso que el cliente realice una DPIA, el DPO tendrá las siguientes funciones:
    • Asesorar acerca de la DPIA formando parte del equipo redactor.
    • Realizar la consulta previa a la Autoridad de control y proceder a su seguimiento.
    • Supervisar la aplicación de la DPIA.

Por tanto, la participación del DPO es realmente efectiva i no puede ser orillada en los procesos de tratamientos de datos personales. El RGPD y la LOPD-GDD a su vez preven que el DPO pueda desarrollar su actividad a tiempo parcial y desarrollar sus servicios en el marco de un contrato de servicios.

3. Posición del DPO ante el cliente

Conforme lo dispuesto en el artículo 38 del GDPR, el cliente deberá:
  • Garantizar que el DPO participe de forma adecuada y en tiempo oportuno en todas las cuestiones relativas a la protección de datos personales.
  • Facilitar al DPO los recursos necesarios para el desempeño de sus funciones y el acceso a los datos personales y a las operaciones de tratamiento.
  • Respaldar al DPO en el mantenimiento de sus conocimientos especializados.
  • Garantizar que el DPO no reciba ninguna instrucción en lo que respecta al desempeño de sus funciones, no pudiendo ser destituido o sancionado por ello.
  • Rendir cuentas con el DPO al más alto nivel jerárquico de la empresa.

 

Delegado de Protección de Datos

500,00 €Precio

    93 415 09 57 · 93 532 30 04

    Av. Diagonal 419 P-1 · Puerto Rico 12-B
    08008 BARCELONA · 08320 El Masnou

    ©2018 by IURIS-TIC.

    Aviso legal

    Politica de Privacidad